Arelys Henao contó un triste suceso que le ocurrió a sus 15 años